''Amor y Temblor ''

 

- psicología de la vida erótica

Contenido:

Trata la relación erótica como un enigma. El cuerpo anatómico queda como un lugar de ejercicio de los enigmas de lo psíquico, mostrando que la naturaleza de la mente humana va en la dimensión del enigma, aquello que no puede develarse totalmente. Si hay algo donde no existe la posibilidad de llegar al todo es en el pensamiento, y la sexualidad así lo atestigua.

Trabaja muchos capítulos cortos, que enfocan desde variados ángulos la vivencia erótica. El denominador común, el enigma.

Fragmentos de texto:

La fuerza de la naturaleza humana es la sorpresa.

- La relación sexual sorprende a sus actores, porque:

      Ella no puede creer que se ofrezca.
Él no puede creer que ella lo desee.

Es una relación de malentendido, en la cual se alcanza, o al menos se desarrolla, lo imposible,  función de lo sagrado.

 La realización psíquica de lo imposible es el estado de goce o creación, que sostiene la mente. No de otra cosa trata en esencia la aventura del humanito.*

Amor o poema, en el humanito* todo es creación, poyesis.

- El soporte del pensamiento depende por entero del   sostenimiento de la palabra:

Palabra, estricto límite, “superado” mediante su desplazamiento de un punto a otro de la red de las palabras; paradoja de lo imposible-realizado. Una superación productora de ilusión - que no ilusoria -  producción imaginaria con efectos de estructura.

- Cuando la palabra no es posible, se suspende el proceso de producción de sujeto: este cae en  regresión: reinicia desde un punto lógico anterior la producción de su imposible.

- Por ello cuando dejamos de  aprender enfermamos.

-La regresión es el primer paso, tanto de la producción de la enfermedad, como de la recuperación del  pensamiento.  

Una u otra dirección, depende de que logremos o no reencontrar, a partir de este paso  atrás, el sendero de la estructuración del sujeto.
----------------

* Humanito.  Empleamos este término para situar al humano en un nivel modesto.  Con una naturaleza que oscila entre la idealización inevitable de sí mismo, y la inevitable fragilidad de sus logros.  Intentamos ser modestos, pero no podemos evitar inflarnos como un globo.  Resulta como un recordatorio.

Compra aqui tu E-book